miércoles, 30 de mayo de 2012

Veintisiete Noches

          
           Desde hace veintisiete noches en casa siento presencias. Suben y bajan escaleras, abren y cierran puertas. Oigo niños que a veces ríen y que siempre lloran. Oigo voces cercanas, voces extrañas, creo oír a mi madre. Por las noches, en el baño oigo grifos desangrándose y golpes de puerta. En la cama, me sumerjo en el océano cálido de mantas desordenadas y desde esas profundidades escucho murmullos adultos. Luego, una mano ajena siempre me destapa, es entonces cuando el pánico me hace ovillo y con los ojos cegados intento recordar el rezó que olvidé.

             En la calle es peor; desde hace veintisiete días los veo deambular, como hundiendo los pies en el fango de sus penurias. Si me tropiezo con alguno, se me abalanza el miedo y me detengo callando el aire. A veces no puedo esquivarlos y me traspasan. Me dan nauseas sentir como me obstruyen los poros y sacuden mis vísceras. Después se evaporan por el corazón de mi espalda. Creo que ellos no lo notan, pero a mí me vuelcan.
           
             Esta mañana el autobús ha vuelto a pasar de largo,  hacen veintisiete días que no me espera.


10 comentarios:

La Griega de AndaluCái. dijo...

Tu tas mirao al espejo?......

José María Arroyo Bermúdez dijo...

Muerto me he quedado... Tú, tan dada a la jindama, nos suletas una de terror. Menos mal que yo no soy cagón, además duermo con un pistolón a pie de almohada que espanta hasta a los fantasmas... susurros a mí. Me encanta el relato amiguita.

Luciérnagacuriosa dijo...

Se me entrelazan la ternura y la pena a la misma vez con tu relato, Carmen. Como cuando te lo oí en clase, se me vuelven a poner los vellos como escarpias.

Buscador de buscadores dijo...

Tratándose de ti, lo último que pensaría es que estás muerta... deberías haber contado con eso :)
Tus relatos son una delicia, como la leche condensada.
Besos, amiga, desde el ocaso.

Gitana dijo...

Me encanta Carmen, enhorabuena. Este es el texto del cuadernillo????

Tienes tu propio estilo, y nos encanta leerte y reconocerlo. Ya mismito estoy deseando escucharte.

Besotes!!!!

Dani7 dijo...

Es tan bueno como tu estilo. Siempre enseñando mucho con tan poco. No cambies y sigue intentando.

Antevasin dijo...

Dios mio, estas viva??????????????????

Marma Snz dijo...

Tus relatos me llevan a su origen. Me gustó. Felicidades.

•• J a d e •• dijo...

Me gusta tu blog! :)

José María Arroyo Bermúdez dijo...

Amiguita, el final es lo mejor, de algo muy bueno. Esta noche mi mujer tendrá pesadillas por tu culpita, y no podré dormir tranquilo.